: #main-column img {position:relative;} -->
Mostrando entradas con la etiqueta disoñadores. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta disoñadores. Mostrar todas las entradas

17 marzo 2014

En la ruralidad hay un solo pueblo, dice líder campesino Vicente Revelo

Foto Semanario Voz - Participantes Cumbre campesina, étnica y popular
Mientras centenares de personas se reunían en Bogotá en la Cumbre campesina, étnica y popular, un centenar de disoñadores de los muchos que deben existir en cuanta localidad del país, se juntaban para pensar, conocer, conspirar y construir sobre “el agua como territorio de vida y estado del alma”.

José Vicente Revelo - Foto by Bunkerglo
El dirigente campesino Vicente Revelo era uno de ellos. Desde la organización campesina e indígena (ADC) que dirige, lleva casi 20 años apostándole a la construcción de espacios para disoñar. En sus palabras, en “cómo juntar todo lo que vienen haciendo para a través de un disueño permanente”.

Para este nariñense zootecnista de la Universidad de Nariño, es necesario que en Colombia se sigan visibilizando aún más, como lo hace la Cumbre de Bogotá, “al poblador de la zona rural, al campesino, indígena, afrodescendiente, raizal y palenquero de nuestro país en procura de la construcción de políticas tendientes a mejorar las condiciones de vida y de satisfacer de manera gradual las necesidades humanas fundamentales”.

Sin embargo, los acuerdos establecidos con el gobierno del presidente Juan Manuel Santos para levantar el paro agrario que tuvo lugar en el 2013 no se han cumplido en su totalidad. Tampoco el país se ha abierto a nuevas estrategias que han sido exitosas en su origen como la agricultura familiar es la salida y la conciencia del consumo directo, sano y justo.


En la ruralidad hay un solo el pueblo

La permanente división de pueblos, de etnias, de culturas en el país está causando mucho daño en Nariño y en general en el país, en opinión de Vicente Revelo, quien fue destacado como colombiano ejemplar porque es uno de esos seres que “nos mantienen a salvo del caos, que personifican lo mejor del ser humano y están por encima de las ecuaciones que les plantea su mundo".

“Somos diferentes, pero debemos traducir esa diferencia en complementariedad. Cómo juntamos ese sentir y podemos hacer visible lo que nosotros somos en el lugar a donde vivimos o estamos, y haciendo una defensa sobre lo que hacemos”, explica.

Para Revelo, que es como un faro en el agua de Nariño considera que todos los sectores de las comunidades campesinas, indígenas y negras deben ser conscientes de lo que se está proponiendo. La reflexión va mucho más allá del debate por las semillas, insumos o precios como se quiere ver. 


Disoñar es soñar y hacer posible nuestros propios sueños de manera individual y colectiva, dice Revelo. Los modelos economicistas en el mundo se han equivocado y por esto hay que romper los paradigmas y darle vía libre a una propuesta viable y gestada desde la sociedad civil, dice Revelo quien además es Maestro en desarrollo comunitario sustentable y en desarrollo comunitario de la Universidad Nacional de Costa Rica.

Se repite rebelión de las ruanas, los ponchos y bastones

Luego del balance realizado por la CumbreAgraria: Campesina, Étnica y Popular durante dos días, y como ser preveía, nuevamente se plantea la posibilidad de realizar un nuevo paro agrario nacional en la primera semana de mayo próximo. Sin embargo, para Revelo esta no puede teñirse de sangre como ocurrió con los paros agrarios e indígenas del 2013. 


La ‘película’ es clara para este líder que junto con otros miles de campesinos e indígenas de la Laguna de La Cocha y sus 52 reservas se constituyen en los genuinos guardianes del agua: si se protege el agua, se protege al hombre y su supervivencia.

El VI Encuentro de Diseñadores del Futuro se realizó en Villa de Leyva (Boyacá, marzo 16 y 17), en el Claustro San Agustín, sede del Instituto Humboldt. Acogió a más de un centenar de personas disoñadoras que conocieron y compartieron experiencias y saberes de lideresas campesinas, maestras escolares, científicos, filósofos, así como las visiones y perspectivas del poeta y escritor William Ospina y la del superior provincial de la Compañía de Jesús en Colombia, Francisco de Roux.